Maquetas en arquitectura, Casa Cerro Muriano: la experiencia de los clientes y la utilidad en la construcción

10.02.2012 | .

Las maquetas son posiblemente una de las mejores herramientas que los arquitectos tienen para mostrar un proyecto a un cliente. A menudo, el trabajo del arquitecto tiene que romper barreras en la comunicación a través de croquis, planos y renders, pero una maqueta es mucho más entendible.

Casa Cerro Muriano-04

Cuando mostramos la maqueta de la “Casa Cerro Muriano”, situada en Córdoba, a sus futuros dueños fue muy bien recibida. Resultó ser una emocionante e inspiradora experiencia que los dejó sin palabras. Gracias a la maqueta ellos son capaces de ver todos los espacios del proyecto, visualizar y experimentar en 3 dimensiones la casa en una miniatura, comprendiendo mucho mejor la complejidad de espacios y volúmenes. Además con el sentido del tacto se realza la familiaridad del cliente con el proyecto, experiencia que no es tan enriquecedora o acentuada como con imágenes o maquetas virtuales.

Casa Cerro Muriano-05

La maqueta, sin embargo, no es utilizada solamente por el cliente, también por el resto de personas implicadas en el proyecto. Para los arquitectos del estudio la maqueta representa uno de los pasos en el proceso de diseño, redacción y ejecución del proyecto, pero no es un proyecto terminado, ya que sirve para identificar problemas e, incluso, para inspirar nuevas ideas. Por ejemplo, al manipularla hemos descubierto nuevos puntos de vista e interesantes espacios que no habíamos advertido previamente, o no los habíamos valorado lo suficientemente.

Según mi opinión, para los arquitectos una maqueta también es una buena herramienta para identificar y resolver potenciales problemas constructivos. Por añadidura, también para constructores, ayudándoles a comprender y, por lo tanto, construir correctamente el proyecto.

Casa Cerro Muriano-03

En un mercado tan competitivo como éste, nuestra oficina ha optado por un camino que ofrece calidad, cuidado y atención por el detalle; a cada proyecto se le aporta grandes dosis de reflexión y consideración, trabajándolo hasta que diseño y construcción se compaginan sin problemas, por eso las maquetas son tan útiles.

Por supuesto no es esta la primera ocasión en la que se realiza una maqueta en el estudio, sin embargo si es la primera vez que usamos piezas cortadas previamente con láser. Con esta técnica las piezas son cortadas de forma perfecta y con las dimensiones exactas con las que fueron diseñadas, de modo que ahorramos una gran cantidad de tiempo y esfuerzo, al contrario que si hubiéramos hecho los cortes a mano.

Casa Cerro Muriano-01

La primera parte del proceso ha consistido en familiarizarse con el proyecto de vivienda usando una “maqueta virtual” en SketchUp y la planimetría del proyecto básico. A partir de ahí se va tomando decisiones acerca del grosor del material dependiendo del tipo de elemento del que se trate, por ejemplo: tabiques, cerramientos, medianeras,…

Algunas decisiones fueron tomadas desde muy al principio, por ejemplo hacer que las piezas que sirvieran de muros medianeros fueran desmontables; el uso de un material en concreto, el metacrilato; así como la elección del color blanco como predominante, y el gris para distinguir algunas “cajas” dentro de la arquitectura de la casa: aseo de la planta baja, cocina y armario del dormitorio principal.

Las primeras piezas en ser dibujadas fueron las medianeras y desde abajo hacia arriba, pensando el grupo completo sobre cada uno de los problemas que iban apareciendo. Además de cortar las piezas, hemos podido jugar con otros recursos, como doblarlas para hacer esquinas continuas y no pegar dos piezas, esto se hace con un hilo caliente y ablandando el material, o tatuar texturas con el mismo láser.

Casa Cerro Muriano-02

En total han sido 125 piezas para montar toda la maqueta del proyecto de vivienda de Cerro Muriano.

Nos ha costado un tiempo encontrar el lugar en el podíamos utilizar esta técnica pero finalmente no estaba tan lejos como habíamos pensado, en “Giménez, Industrias Gigam”, Polígono Los Alfares, 13. 14540 La Rambla – Córdoba. 957 68 48 74, gigam2@hotmail.com . Paco, su dueño se ha implicado desde el principio en este pequeño, pero bonito trabajo, y su disposición a ofrecernos gran cantidad de materiales y soluciones diferentes ha sido realmente enriquecedora.

En términos generales, la maqueta ha sido un éxito y estamos realmente satisfechos de disponer de una nueva técnica para afrontar nuevas maquetas en el futuro.

7 comentarios

Deja un comentario